Avisar de contenido inadecuado

La "teoria del caos" fundamenta la guerra del imperio contra iran

{
}

La “teoría del caos” fundamenta la guerra del imperio contra Irán

 

Mercedes Cardoso

Cubadebate

12-08-2010

 

En este recién iniciado nuevo milenio, las beligerancias trascienden el concepto de confrontaciones de poderes militares, porque casi todos los poderes militares son aliados. Por tanto las guerras se expresan en estrategias de aniquilamiento a estados previa y arbitrariamente calificados como villanos, a partir de fabricados pretextos, que en la mayoría de los casos apenas si son creíbles por la opinión pública mundial. En ese sentido los agresores cuentan con el poder de los medios de información, encargados de repetir tanto las mentiras, que los propios inventores se las llegan a creer.

Las guerras de agresión están dirigidas a exterminar tanto fuerzas militares como poblaciones. El propósito es apoderarse de diversos recursos naturales que escasean y que resultan imprescindibles para el desenvolvimiento del modo de vida derrochador de los poderosos. Asimismo detrás de las guerras programadas está la sofisticada maquinaria imperial de la industria militar, que es la que traza las pautas a seguir en el camino del petróleo, el gas, o el agua, a partir de la fabricación de sofisticados armamentos. Una parte de ellos, tienen un carácter letal pues cumplen la función de aniquilar con mucha “inteligencia”. Otros son fabricados con fines “más nobles” armas que no matan, pero que pueden subvertir la fisiología humana, al punto de pretender controlar el comportamiento del hombre a través de la manipulación de su mente.

El objetivo final es obtener la “precisión dimensional completa” o sea la superefectividad sobre el adversario. Ello lo pueden conseguir si logran conjugar adecuadamente la precisión física del armamento inteligente y la precisión psicológica del armamento no letal o psicotecnológico.

Ahora bien la estrategia militar tiene que estar en conformidad con sus objetivos militares, en ese sentido desempeña un papel fundamental el desarrollo de armamentos que expongan lo menos posible a las fuerzas vivas del agresor. Por ello se crean ingenios, tales como: vehículos de aire, mar o tierra que se manejan por control remoto. Para los agresores  sus fuerzas y poblaciones no pueden ser destruidas, pues entran en la categoría de “imprescindibles (1)”, mientras que los agredidos son los “prescindibles” o villanos. Por tanto si los poderosos agresores ocupan al agredido, deben luchar en el terreno del adversario y “neutralizarlo” enfrentar la insurgencia con una “estrategia de aniquilamiento” en la que sus fuerza vivas no se expongan a ser liquidadas.

Para ello la RAND (2) uno de los “think tanks” estadounidenses que trabaja para el Departamento de Defensa, estudió una estrategia que se adecue al empleo de ese armamento en teatros de operaciones donde se libren combates contra fuerzas adversarias ocupadas. Los designados para el análisis de esa estrategia fueron los investigadores John Arquilla y David Ronfeldt, así como los resultados de esos estudios se expusieron por primera vez en un trabajo intitulado Swarming and the future of conflicto (3), uno de los primeros estudios en los cuales se fundamenta la doctrina denominada “enjambre” (4), capacitada para ser aplicada a todo el espectro de posibles conflictos, desde la baja hasta la alta intensidad, incluyendo acciones cívicas y  operaciones combativas en tierra mar y aire.

La fundamentación de esta nueva doctrina se basa en la teoría de los sistemas complejos, llamada también “filosofía de la inestabilidad”, “teoría del caos”, “pensamiento complejo”, “constructivismo radical”, “ciencias de la complejidad” etcétera. La misma está llena de matices y parte de una comprensión acerca de la evolución de la vida en la tierra, el universo y su relación con la mente y la materia. A partir de su estudio, han surgido nuevas nociones, tales como: sistemas dinámicos autorregulados y adaptativos, no linealidad, emergencia, autoorganización, etcétera, las cuales forman parte de la metodología del estudio actual de diversos fenómenos, físicos, químicos, biológicos, principalmente por parte de investigadores de las ciencias exactas y naturales. Por ello los nuevos conceptos agresivos a las que hemos hecho referencia, se basan en la extrapolación de fenómenos de la naturaleza, así como experimentos de laboratorios, a las situaciones militares que pueden crearse en el enfrentamiento a sus adversarios.

El nuevo “swarming” se basa en el empleo de los Sistemas de Combate Futuro, FCS (5) por sus siglas en inglés, proyecto de Lead Systems Corporation, LSI, integrado por la SAIC (6) y la Boeing, asociados al Ejército y a la DARPA (7). Asimismo es representativo de la transformación del Ejército en una red de “sistema de sistemas”, capacitado para emplear comunicaciones avanzadas y tecnologías, dirigidas a integrar al soldado a un conjunto de plataformas y sensores tripulados o no.

La doctrina del swarming se iba a poner en práctica en la operación de ataque a Irán concebida en el 2008  y refrendada  en su propia codificación, “Enjambre de Fuego”. En ese sentido Fabio Mini (8), expuso sus consideraciones en relación con la guerra contra Irán (9), que se gestaba dos años atrás. El referido militar, consideraba que era una guerra ineludible en la que se inventarían pretextos, así como se publicitaría ampliamente su realización como ya resulta costumbre. Asimismo exponía que la decisión de atacar era resultado del consenso de Occidente y refería en ese sentido, las declaraciones del Ministro de Relaciones Exteriores de Francia Bernard Kouchner, cuando expresaba públicamente «tenemos que prepararnos para lo peor». Esas confesiones interpretaban una  filosofía cuyo objetivo no era la búsqueda de la mejor solución o la menos traumática al supuesto conflicto, sino por el contrario invocaba el manejo de la urgencia o en términos de complejidad de la emergencia (10), mediante la política y por razón del instrumento militar. La urgencia o emergencia ha justificado y lo hace en el presente, el carácter preventivo de las guerras que imponen los poderosos, pues permite establecer compromisos limitados y selectivos con otros países aliados. Asimismo la importancia real de la urgencia o emergencia es que está permanentemente manipulada, así como se puede construir una y otra vez de forma infinita.

Para materializar la emergencia se requiere un detonante, así como es preciso que se conozca que está en peligro la seguridad global, o de un área o región geográfica determinada, por lo que es menester activar una intensa propaganda de esa  contingencia, así como abandonar la búsqueda de una solución que no sea la preventiva. Mini añadía que el ataque a Irán estaba enmarcado perfectamente  dentro de esos parámetros. Asimismo tal como los propios agresores lo han informado,  una acción total, dirigida a reducir el potencial bélico iraní a la época de la edad de piedra, presupone múltiples acciones de ataque y el empleo de fuerzas combinadas, así como debe desarrollarse en un período corto de tiempo, con el objetivo de arrebatar al adversario toda la capacidad de decisión, así como la posibilidad de adoptar una estrategia de enfrentamiento.

Agregaba el exmilitar italiano, que por ello la agresión a Irán no podía basarse en golpes quirúrgicos, sino que sólo alcanzaba tratarse de la aplicación de la estrategia de enjambre, empleando todo el potencial militar con los adelantos tecnológicos referidos.

La teoría de la complejidad o del caos, está siendo manipulada con fines políticos, de la misma forma que explicaba Pablo González Casanova (11) en su análisis, “El Curso de las Ciencias”, que sirve de epílogo a uno de sus libros (12), muchos descubrimientos científicos han sido objeto de dobles lecturas, científica y política.

Casanova apunta que los gobiernos poderosos europeos de la época, realizaron una interpretación política de las tesis de Darwin referidas a aspectos tales como: los organismos luchan por recursos escasos; las especies luchan por la vida; los mejores son los que triunfan; así como los que triunfan adquieren los recursos y territorios de los demás. Esas tesis en el discurso político se combinaron con las ideas, de que la selección se realiza por la perfección y para la perfección de cada individuo, además de otras que plantearon, los mejores son los que triunfan si logran un mayor excedente por aumento de la productividad, por ahorro de energía, por disminución de desperdicios y por poder de dominación.

Sin pretender imponer paralelismos, pero si apreciando semejanzas, tal es el caso de la proyección estratégica agresiva de Estados Unidos y sus aliados, respecto a la inminente agresión a Irán, tanto en el caso del empleo de la categoría emergencia, para  excusar el carácter preventivo de la guerra, como en la necesidad de emplear en sus ataques, según los estudios de la RAND, la estrategia enjambre estableciendo un paralelismo con el comportamiento de las hormigas y otros insectos. Todo ello para hacer valer una tecnología eminentemente destructiva, que se gobierna a larga distancia.

La complejidad del saber científico actual en todas las ramas, conlleva a una dicotomía entre el conocimiento y la moral. De ahí la emergencia de salvar a la humanidad de los inminentes desastres que provocarán las guerras que acechan, así como de las catástrofes que se avecinan  y lograr un consenso global que frene la indolencia de los poderosos.


  1. Recomendamos la lectura del Informe Lugano de la desaparecida Susan George.
  2. National Defense Research Institute
  3. En español: El enjambre y el futuro de los conflictos
  4. El enjambre o swarming en inglés, es una estrategia militar en la cual una tropa ataca a un enemigo desde múltiples direcciones diferentes, para después reagruparse. Ese tipo de guerra “no-lineal” elimina la noción de frente y representa una versión de alta tecnología de la guerra de guerrillas. Asimismo según los estudios del Pentágono, está basada en redes digitales y debe estar absolutamente sustentada en un sistema de comunicaciones sólido y seguro, capaz de mantener una conexión constante entre todos los nodos de la red. En ese sentido la RAND CORPORATION, efectuó estudios que incluyeron el análisis de 23 casos de swarming a lo largo de la historia. O sea el empleo de tácticas no lineales por parte de Sun Tzu63, Gengis Kan64, la armada napoleónica, unidades de guerrilla modernas y en la propia naturaleza por hormigas y abejas65, entre otros ejemplos.
  5. Future combat System.
  6. Science Applications International Corporation
  7. En inglés, Defense Advanced Research Projects Agency.
  8. General italiano retirado, exagregado militar en China (1993-96), director de la Academia militar italiana (1996-98), y más tarde comandante en jefe de la KFOR (2002-03)
  9. En: pocamadrenews.wordpress.com
  10. De acuerdo a los conceptos de la teoría de la complejidad, emergente es aquella propiedad en un proceso de cambio, que no resulta predecible a partir del previo conocimiento de los constituyentes de un fenómeno determinado.
  11. Pablo González Casanova (1922- ), politólogo, historiador, antropólogo y sociólogo mexicano, analizó en profundidad los problemas políticos y económicos que afectan a México y a los países latinoamericanos
  12. González Casanova, Pablo. “Las Nuevas Ciencias y las Humanidades”. Editorial Anthropos. Colección

Autores, Textos y Temas de Ciencias Sociales, 2004. Pág. 375-376.

Fuente: http://www.cubadebate.cu/opinion/2010/08/11/la-teoria-del-caos-fundamenta-la-guerra-del-imperio-contra-iran/

 

{
}
{
}

Deja tu comentario La "teoria del caos" fundamenta la guerra del imperio contra iran

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre